Instituto Félix Fernando Bernasconi

Ubicado en Cátulo Castillo 2750, entre las calles Cátulo Castillo, Catamarca, Rondeau y Esteban De Luca, Parque Patricios.
Bajo el influjo del Centenario, el apoyo a la educación pública, sobre todo en zonas de menores recursos en la ciudad, nace el Instituto Félix Fernando Bernasconi en el marco de una zona fabril.
El 26 de septiembre de 1921 se colocó la piedra fundamental en terrenos que pertenecían a la quinta del Perito Francisco P. Moreno, comprados y donados por Félix Bernasconi (al igual que gran parte de su fortuna) al Consejo Nacional de Educación con el único propósito de construir un “Palacio-Escuela” gratuito y obligatorio, para los niños humildes del Sur de la Ciudad.
El proyecto fue elaborado por el arquitecto Juan A. Waldorp quien concibió el edificio con líneas palaciegas neorrenacentistas, el cual fue inaugurado en 1929.

El edificio está emplazado sobre una lomada rodeado de un amplio parque. La cubierta de los techos es de tejas en voladizo.

Su frente es de 140 metros y una torre corona su fachada principal, en la intersección de las calles 15 de Noviembre y Catamarca, desde donde un reloj carillón se hizo oír por décadas en todo Parque Patricios (por razones técnicas, en 1943 el carillón dejó de sonar, pero el reloj sigue funcionando).

Dos grupos escultóricos flanquean la entrada principal, obra del argentino Alberto Lagos (1885-1960).
La gran planta rectangular con torreones en los extremos acentúa la apariencia de fortaleza o de palacio; las terrazas fueron diseñadas como lugar de recreo.

El conjunto está compuesto por dos pabellones con amplias galerías de circulación con forma de recova rodeando dos patios internos simétricos, de 1200 m2 cada uno, divididos por un ancho pabellón central que contiene un suntuoso salón de actos con 370 butacas, un piano 3/4 cola, equipo de sonido e iluminación escénica.

En la planta baja, además de los halls de acceso, se ubican construcciones primigenias, como la Dirección General, las aulas de jardín de infantes del J.I.C. Nº5, la Sala de Computación, el Departamento de Audiovisuales, el Departamento de Salud y las piletas de natación cubiertas equipadas con cañerías de agua caliente.

En el primer piso se encuentran el salón de actos, la biblioteca también con atriles originales y luz dirigida para cada lector, y el complejo museológico: el Museo Geofísico Juan B. Terán y el Museo de Ciencias Naturales Ángel Gallardo.

Los dos pisos superiores están destinados para la educación primaria, a un lado, con entrada por Cátulo Castillo, la escuela de varones, y al otro, con entrada por Rondeau, la de niñas.
En el segundo piso están las aulas de las Escuelas Nº3 y Nº4, de jornada simple, compartiendo el espacio en turno alternativo con la Escuela de Adultos Nº2, y en el tercer piso las escuelas Nº1, y Nº2, de jornada completa.
En el tercer piso, hay salas especiales de música usadas por la Escuela de Coro y Orquesta.

Además cuenta con sala de computación, gimnasio, dos grandes comedores y gabinete de medios audiovisuales y pinacoteca.

El establecimiento ha sido declarado por el Gobierno de la Ciudad "Sitio de Interés Cultural", tras lo que se realizó recientemente, obras de nivelación de aceras en el entorno del colegio, que se pueden apreciar sobre la calle Catamarca y el tramo de la calle 15 de Noviembre que se corta en Catamarca.

Instituto Félix F. Bernasconi - D.E. 06
Cátulo Castillo 2750 - Ciudad de Buenos Aires
Tel: 4941-1696 / 0415
email: coordbernasconi@buenosaires.edu.ar
sitioweb: www.buenosaires.gov.ar/educacion/escuelas/escuelas/primaria/bernasconi/default.htm

=======================================

Las remembranzas del profesor están vinculadas con historia del Instituto Felix Fernando Bernasconi y de su gente.

Actuó allí cuando finalizaba la cada del 60. Tiempos auspiciosos para la docencia: el había sido sancionado en 1958.

Prometía el 82 % móvil para la jubilación; la carrera por concurso; la estabilidad laboral; el gobierno de la educación por medio de las Juntas de Educación y Disciplina.

Juan Ricardo Nervi junto a la estatua de <br>Domingo  Faustino Sarmiento de Pedro Zonza Briano<br>emplazada en los  jardinos del Instituto Félix Fernando Bernasconi<br>@autor

Dirigía el Instituto la inolvidable profesora Martha A. Salotti que en sus años de gestión -1958/1964- ­ convirtió a la institución en un sinonimo del perfeccionamiento docente de las investigaciones pedagógicas.

El poeta pampeano Nervi, convertido en brillante profesor, forma parte de los que hicieron la época de oro del instituto.

En 1971, uno de sus ámbitos de trabajo era la biblioteca Joaquin V. Gonzalez del primer piso donde con un grupo de docentes que se destacarían en el ámbito nacional, como la profesora Ruth Pardo Belgrano.

Ejercía la dirección general entonces la profesora Irma Verissimo, dsde 1967 hasta 1976 cuando falleció en funciones. Figura pequeña de gran energía, Verissimo suplió la falta presupuesraria para los proyectos educativos convocando a instituciones de diferente tipo como la Asociación Argentina para Unicef o Defensa Civil de la Ciudad de Buenos Aires, a fin de proseguir el mejoramiento profesional de los docentes.Bajo su férrea voluntad las cuatro escuelas primarias de Bernaconi continuaron la tarea de laboratorio. Aplicaron –a veces por primera vez en el país– métodos y recursos de enseñanza novedosos de otros lugares del mundo.

========================================
Fuentes:
http://www.skyscrapercity.com/showthread.php?t=935886&page=2
http://www.buenosaires.gov.ar/areas/...troduccion.htm
http://www.nuevociclo.com.ar/unpalacio.htm
http://www.bsas.gov.ar/areas/cultura...alle.php?id=21

1 comentarios:

Maria dijo...

Yo fui en el primario al Bernasconi, y la verdad es un edificio imponente. Sin contar los museos, las piletas, el teatro, y la biblioteca que posee.

Publicar un comentario